El manejador de los Nacionales, Dusty Baker, comentó que hay progreso en Scherzer pero sigue en duda su apertura en el Juego Inaugural

Redacción El Tijuanense | Jorge Camacho Arias

Florida.- El lanzador de los Nacionales de Washington, Max Sherzer, sigue en duda para abrir en el Día Inaugural pese a que aún no mejora de su dedo anular.

El miércoles pasado subió al montículo para una sesión donde pudo lanzar su bola rápida como lo hace normalmente, en una simulación de juego lanzó 55 pitcheos en tres entradas.

Entre sus repertorios tiene una velocidad máxima de 96 millas por hora y bola quebrada de 87 aproximadamente.

“Estamos tratando de colocar a Max en el campo cuando se requiera. Estoy seguro de que es importante para él un juego inaugural, pero no es tan importante como el resto de la temporada, después del primer día, ¿qué sigue? el segundo día”, dijo el estratega Dusty Baker a MLB.com.

Ganó los dos premios Cy Young de las Ligas Americana y Nacional en 2013 y 2016 respectivamente. Empató el récord en recetar 20 ponches durante un juego completo el pasado mes de mayo.

Comentarios

Comentarios