Escalofriantes revelaciones del ‘feminicida de Atizapán’

Expresa tu emoción

Andrés ‘N’ está encausado por la muerte de Reyna González, una vecina de 34 años, pero ya en la primera audiencia reconoció el asesinato de al menos otras cuatro mujeres

Por RT

Andrés ‘N’, de 72 años de edad y bautizado en las redes sociales como ‘el feminicida de Atizapán’, compareció este jueves 20 de mayo ante un tribunal de México, en un audiencia que se prolongó cuatro horas y en la cual admitió haber asesinado y descuartizado al menos a cinco mujeres.

En los Juzgados de Control, Juicio Oral y Ejecución de Sentencia de Tlalnepantla (estado de México), el implicado fue vinculado al proceso por la muerte de Reyna González, una vecina de 34 años, quien habría sido su más reciente víctima. Aunque su defensa le aconsejó atenerse al derecho de no declarar, no negó su responsabilidad. «Yo lo único que quiero es decir la verdad. Lo hecho, pues ya está, ni modo. Ahí está el esposo [de Reyna], él vio todo», fueron sus palabras ante el juez, recogidas por el diario Milenio.

La evidencia encontrada en la casa de Andrés ‘N’ en la colonia Lomas de San Miguel (municipio mexicano de Atizapán de Zaragoza), donde fueron hallados los restos de González, fue determinante para iniciar un proceso legal y decretar su detención preventiva. Se fijó además un plazo de tres meses para dar por cerrada la investigación y determinar su situación legal.

Detalles escalofriantes

Bruno Ángel Portillo, esposo de Reyna González, declaró haberla visto por última vez en la mañana del 14 de mayo. La mujer planeaba reunirse con Andrés ‘N’ —a quien la pareja conocía y ayudaba desde hace varios años— para ir a comprar repuestos para el negocio de teléfonos celulares que ella manejaba. En la noche, al ver que su pareja no regresaba ni contestaba sus llamadas, Portillo visitó al septuagenario, pero este aseguró no saber de su paradero.

Según se sostiene en la investigación, para ese momento el presunto feminicida ya había matado a González. La agredió con un arma cortopunzante, mutiló su cuerpo y puso sus órganos, miembros y tejidos en diferentes cubetas. El sujeto, quien afirmó ser carnicero, reveló que le había retirado la piel del rostro porque le parecía muy bonita y que había fileteado la carne de sus piernas, sin especificar si había consumido los cortes, recoge el periódico Heraldo Estado de México.

Dado que Reyna había sido vista entrando a la vivienda de Andrés ‘N’, su marido regresó al día siguiente y le exigió que lo dejara entrar y revisar. En esa inspección encontró el cuerpo desmembrado de su mujer y enseguida dio aviso a las autoridades. También fueron encontrados restos óseos de al menos otras 10 personas, credenciales de elector, ropa, calzado, maquillaje y cintas de video. Además, una lista con los nombres de 29 posibles víctimas, lo que haría factible que se tratara de un asesino en serie.

Andrés fue detenido el pasado 18 de mayo. Su posible conexión con otros asesinatos llevó a practicar trabajos de excavación en su propiedad, en búsqueda de restos óseos y otros indicios, que «continuarán de manera indefinida», notificó hoy la Fiscalía General de Justicia del Estado de México. En la audiencia reconoció el asesinato de al menos otras cuatro mujeres desaparecidas y cuyos documentos de identidad fueron encontrados en su casa. Según los investigadores, fueron ultimadas bajo un mismo modus operandi: las conocía en un bar, las llevaba a su residencia y las acuchillaba y mutilaba para luego enterrarlas, precisa Excelsior. Anteriormente se afirmó que habría confesado que se comió partes del cuerpo de algunas de sus víctimas y que les echaba sal para conservarlas.

En el caso concreto de Reyna González, se dijo que, además de ser vecinos, ella y Andrés mantenían una relación sentimental, afirmación que el esposo de la víctima niega. En este contexto, se ha dicho que el crimen habría sido provocado por la negativa de González a continuar el vínculo. En la audiencia, el acusado reconoció haber grabado la mutilación de Reyna.

Por el momento, Andrés ‘N’ está siendo juzgado solo por ese feminicidio, por el cual podría pagar una pena que va de 20 años a prisión vitalicia. Entre tanto, la Fiscalía General de Justicia del Estado de México ha llamado a la ciudadanía a presentar otras denuncias que pudieran sumarse al juicio. El hombre fue trasladado al Centro Penitenciario y de Reinserción Social de Tlalnepantla, donde permanecerá mientras avanza el caso.

Facebook Comments

Redacción Tijuanense

Read Previous

Subastan carta de Einstein en 1,2 millones de dólares

Read Next

El Atlético resiste y se corona campeón de España