Ingresa el texto que deseas buscar...

Giran una orden de detención contra el dirigente del equipo mexicano Cruz Azul, investigado por delincuencia organizada

Giran una orden de detención contra el dirigente del equipo mexicano Cruz Azul, investigado por delincuencia organizada

Autoridades judiciales acusan a Guillermo Álvarez de realizar operaciones de lavado de dinero para tratar de ocultar recursos, presuntamente desviados de la empresa cementera que maneja, a uno de los equipos más populares del futbol mexicano

Por Actualidad RT

Ciudad de México.- Un juez federal libró una orden de aprehensión contra el presidente del equipo de futbol Cruz Azul, Guillermo ‘Billy’ Álvarez Cuevas, por su presunta responsabilidad en los delitos de delincuencia organizada y operaciones con recursos de procedencia ilícita.

Álvarez es presidente de la Cooperativa Cruz Azul, empresa cementera que maneja al equipo de futbol. El directivo fue acusado de malversar dinero de la cooperativa para adquirir propiedades en el extranjero.

Además de Billy Álvarez, la Fiscalía General de la República (FGR) también ordenó la aprehensión de Mario Sánchez, director financiero de la Cooperativa; Eduardo Borrell, director jurídico y Víctor Garcés, exdirector jurídico de la empresa, además del abogado externo Ángel Junquera, entre otros.

Las autoridades mexicanas acreditaron desvíos por varios millones de pesos, luego de que los imputados presuntamente autorizaran y realizaran pagos por servicios inexistentes, a empresas que ejecutaban operaciones simuladas. Con esto, los directivos de Cruz Azul han sido acusados de pretender ocultar el destino de recursos provenientes de actividades ilícitas.

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda denunció a finales de mayo a Billy Álvarez por los mismos delitos, por lo cual procedieron a congelarle varias cuentas bancarias.

La UIF indica que Guillermo Álvarez realizó operaciones financieras, entre el 9 de julio de 2013 y 23 de marzo de 2020, moviendo dinero a España, EE.UU. y otros países, por un monto superior a los 1.200 millones de pesos (54 millones de dólares).

Con parte de este dinero, el directivo habría adquirido seis inmuebles en Miami, dos en Las Vegas, dos más en el estado de Oklahoma y una más en Colorado, EE.UU.

Los fiscales mexicanos lograron acreditar un desfalco de 114 millones de pesos (5,1 millones de dólares), aunque las autoridades sospechan que el desvío de recursos podría superar los 400 millones de pesos (18 millones de dólares).

Actualmente, Billy Álvarez se encuentra en calidad de prófugo de la justicia.

La Federación Mexicana de Fútbol podría desafiliar al Cruz Azul, aunque al tratarse de un equipo histórico y una de las escuadras más populares del país, algunos analistas consideran que los jerarcas del balompié mexicano podrían desvincular solo a los involucrados en la investigación, hasta que se nombre a una nueva directiva.