16 C
Tijuana
domingo, mayo 22, 2022

Informa Hospital General de Tijuana sobre prevención de enfermedades renales

Lo más leido

La nefrología es la rama de la medicina interna que tiene como interés primordial el cuidado de la función renal, el nombre deriva de la estructura de los riñones que están formados, entre otras cosas, por nefronas

En el marco del Día Mundial del Riñón, especialistas del Hospital General de Tijuana (HGT) reiteran el compromiso por el estudio, atención y tratamiento de enfermedades renales, por lo que recomiendan a la ciudadanía el autocuidado y visitar de manera regular a su médico.

El Jefe de Nefrología y Trasplante del HGT, Dr. Manuel de Jesús Marquéz Rosas, explicó que las principales causas de la enfermedad renal son la diabetes mellitus y la hipertensión arterial, por consiguiente, que en conjunto suman el 80 por ciento de los pacientes con insuficiencia renal, mientras que el otro 20 por ciento, son derivadas de tumores, quistes, traumatismos, abuso de drogas, abuso de medicamentos lícitos como analgésicos, entre otros; asimismo, dijo que el grupo más afectado son los adultos y personas de la tercera edad.

Según Marquéz Rosas la insuficiencia renal crónica es un problema de salud muy frecuente, en México, recalcó que el nosocomio atiende a más de 800 personas al año con este padecimiento y el índice de mortalidad es alto cuando la enfermedad llega a una etapa terminal; actualmente en la institución estos pacientes son atendidos por el servicio de Medicina Interna, en donde son vigilados directamente por el servicio de Nefrología, además, que a su vez ofrece consulta externa de seguimiento.

Del mismo modo señaló que dependiendo del nivel de función renal aparecen diferentes síntomas en mayor o menor grado como: Hipertensión Arterial de Novo, Edema, Disminución del apetito, Náuseas y vómitos, Comezón en varias partes del cuerpo, Cansancio, Insomnio, Arritmias cardiacas, entre otros.

Advirtió que la detección oportuna aumenta la esperanza de vida, o bien, disminuye el riesgo de una Enfermedad Renal Terminal, es decir, con necesitad de sustitución renal.

Precisó que el tratamiento es básicamente preventivo, llevar un estilo de vida sano, hacer ejercicio, no fumar, mantenerse en el peso adecuado, no utilizar drogas ilícitas, evitar abuso de medicamentos; una vez que el paciente tiene una enfermedad crónico-degenerativa la mejor forma de prevenir la progresión hacia la falla renal es el control de la misma, aunque el tratamiento ideal para la etapa terminal, es la sustitución de la función renal con diálisis peritoneal, hemodiálisis o trasplante de riñón, acción que puede ayudar a mantener la calidad de vida o a que el paciente sobreviva.

Finalmente, exhortó a la sociedad a estar alerta al menor de los síntomas, si el paciente presenta algún otro padecimiento deberá estar al pendiente del descontrol de la presión e hinchazón, además de acudir a revisiones periódicas de la química sanguínea y el examen general de orina, agregó que la presencia de proteínas en la orina suele ser un indicador de problema renal y por ningún motivo debería asumirse que se trata de infección urinaria en forma automática.

Facebook Comments
- Advertisement -spot_img

Ultimos articulos